Estás aquí
Home > Entretenimiento > El Ángel Exterminador, la ópera más esperada en NY – Última función

El Ángel Exterminador, la ópera más esperada en NY – Última función

Tras la entusiasta respuesta a su última ópera, ‘La Tempestad’, el Met presenta el estreno estadounidense de ‘El ángel exterminador’ de Thomas Adès , inspirado en la clásica película de Luis Buñuel del mismo nombre. Aclamado por The New York Times en su premier del Festival de Salzburgo 2016 como “inventivo y audaz… un acontecimiento”, ‘El ángel exterminador’ es una fantasía surrealista sobre una cena de la cual los invitados no pueden escapar.

Con libreto y dirección escénica de Tom Cairns, esta nueva producción cuenta con la participación estelar de los cantantes Audrey Luna, Amanda Echalaz, Alice Coote, Iestyn Davies, Rod Gilfry y John Tomlinson, bajo la batuta del director inglés Thomas Adès.

Trece salas exclusivas en Bogotá, Cali, Medellín, Barranquilla, Bucaramanga y Cartagena presentarán esta ópera el sábado 13 de enero en diferido. Todo con subtítulos en español y la más alta definición.

Una ópera audaz que rinde homenaje a Buñuel

Basada en la película homónima realizada por Luis Buñuel en 1962, ‘El ángel exterminador’ narra el drama surrealista, sombríamente cómico pero perturbador, de los invitados a un aristocrático banquete, al que por razones inexplicables, tanto anfitriones como invitados no pueden abandonar la mansión donde están reunidos y ven cómo su comportamiento social se degrada hasta niveles primitivos.

“Los sirvientes de la casa, que de alguna manera sienten que viene el desastre, han huido; la anfitriona, Lucía de Nobile (interpretada por la soprano de voz brillante Amanda Echalaz) está frenética de vergüenza. Su espinoso esposo, Edmundo (el suave tenor Joseph Kaiser) también está completamente indignado. Mientras que los visitantes, en frases superpuestas y cómicamente alargadas, hablan en voz baja, y la orquesta estalla en arrebatos explosivos”, The New York Times.

Toda la situación ocurre en un cena en honor a una cantante de ópera tras su presentación, a la que acuden también una pianista y su esposo, una viuda aristocrática y su hermano, una pareja de enamorados, un anciano médico que llega con su paciente terminal y hasta un trío de ovejas de verdad. La puesta en escena, refinada y contemporánea de Tom Carins, muestra un enorme salón con finos sofás, mesas relucientes, candelabros, un piano y cristalería brillante. Se destaca el vestuario diseñado por Hildegard Bechtler.

El reconocido director inglés Thomas Adès ocupará el podio de la orquesta, en una obra moderna, de lenguaje musical ecléctico, que busca reeditar el triunfo que ya obtuvo durante su estreno en el Festival de Salzburgo 2016.

Instrumentos novedosos para un sonido del más allá

Para esta ópera, Adès, también compositor, incluyó instrumentos muy inusuales a la orquesta tradicional. Algunos de ellos nunca, o muy pocas veces, han sido escuchados en el pozo de la Metropolitan Opera House, y aluden a sonidos sobrenaturales. Así, nos encontraremos con violines miniatura de 1/32, un Ondes Martenot (instrumento electrónico inventado en 1928) que ofrece un sonido espeluznante, una puerta con su propia puntuación, cencerros, rocas que suenan, un cascabel de tapas de botella y hasta papel para rasgar. Todo esto además de los registros contorsionistas en la voz del contratenor inglés Iestyn Davies.

 

Top
Page generated in 2,339 seconds. Stats plugin by www.blog.ca